Ediciones Anteriores
 
Año 20 - Abril/2018
BIMESTRAL
N° 104
polÍtica    INICIO      Virenes 22 de Junio del 2018    
  EDITORIAL

  INTERNACIONAL
NICARAGUA ROSA MURILLO LA HEREDERA

  POLÍTICA
EL PODER DE LAS IDEAS
ECUADOR ¡LO QUE DESEAN OCULTAR PARA SIEMPRE!
LA PROLONGACIÓN DE LA CRISIS
POR UNA IZQUIERDA ANTICAPITALISTA

  NATURALEZA
MUJERES Y EL AGUA

  REPORTAJE
CUENCA Y EL VADO
CUENCA "CIUDAD PARA LA VIDA"

  CULTURA
PAGINA LITERARIA
CUENCA NUMEM DE LA POESÍA
MIGUEL SANTIAGO EL PRÍNCIPE DE LA PINTURA AMERICANA DEL SIGLO XVII

  COMUNIDAD
PIEDAD MOSCOSO SERRANO
ARTE CULTURA Y ESPIRITUALIDAD
HOMENAJE A EL OBSERVADOR

  ARTE
SANDRA ARGUDO: ¡LA VOZ QUE CANTA AL CORAZÓN!
EXPRESION LATINOAMERICANA, 37 AÑOS

POR: Diego Delgado Jara

 

 


Ecuador: ¡Lo que desean cultura para siempre!
I. Las mentiras del 30-S para eximir al culpable.
 
1. Uno de los mayores secretos y objetivos del correísmo por varios años ha sido evitar a toda costa que el pueblo ecuatoriano sepa la verdad de los hechos del 30 de septiembre del 2010, cuando para ocultar al mayor responsable de la orden de la incursión armada al Hospital de la Policía Nacional, se inventaron tres teorías: encubridoras: a) La del intento de Golpe de Estado, sin que hasta el 2018 sepan quién ha sido el “golpista”. b) La del supuesto y falso secuestro de Correa (que al estar “secuestrado” se supone no podría dar órdenes, entre ellas la de la incursión armada al Hospital con las secuelas de muertos y heridos referidos. c) La de un pretendido “magnicidio” cuando incluso ante su provocadora petición y exigencia que le disparen, abriéndose la camisa, nadie le hizo caso.
 
2. Según información difundida por la Asociación de Directores de los medios de comunicación escrita y televisada, y las crónicas de los días subsiguientes, el número total de víctimas habría sido de DIEZ MUERTOS e INCONTABLES DECENAS DE HERIDOS. Correa decía en las sabatinas que los fallecidos eran 5 y hacía alarde de como “atendían a los heridos”, quienes fueron víctimas exclusivas de su propia irresponsabilidad. ¿Cómo es posible que varios años después de estas muertes tan penosas, y de incontables heridos, no exista una investigación independiente? ¿Qué clase de sociedad hemos construido? ¿Por qué Alianza País, que controló la mayoría legislativa hasta ahora, se ha negado a esta indispensable investigación constitucional? ¡Para proteger a Rafael Correa!
 
3. Para que nunca se sepa la verdad la Asamblea Nacional, con mayoría correísta, en la sesión del jueves 16 de octubre del 2010, con 62 votos -a la carrera-, resolvió NO INVESTIGAR los hechos relacionados con el 30-S y aprobaron una moción que reconocía de manera fantasiosa “que hubo una intentona golpista y el secuestro al presidente”. (El Universo, domingo 17 de octubre del 2010, pág. 2.) ¿Cuáles fueron los principales motivos para esta absurda e inconstitucional decisión que violaba el Art. 120, numeral 9, de la Constitución, que obliga a fiscalizar a la Asamblea? Sobre todo, dos:
En primer lugar, evitar que se sepa el número exacto e identidad precisa de los fallecidos, de los heridos, y de entre ellos los que quedaron parapléjicos, que hasta ahora nadie dispone la información exacta y documentada. La mayoría de ellos miembros, en plenitud vital, de la Policía y Fuerzas Armadas.
En segundo lugar, evitar que el jefe del Comando Conjunto de la época, Gral. Ernesto González, y el entonces coronel Luis Castro Ayala, quien dirigió el operativo, y quienes les acompañaron como máximos oficiales, respondan a los asambleístas y quede constancia documental en actas, grabaciones y videos, que quien ordenó la incursión armada fue Rafael Correa, como es la verdad, más aún cuando había un número crecido de fallecidos, heridos y lesionados permanentes.
 
II. Delito de agresión y Corte Penal Internacional
 
1. ¡Cuál era la verdadera razón e injustificado recelo para evitar a toda costa que estos datos disponga el país? No solo evitar la conmoción social de las terribles consecuencias humanas de una decisión irresponsable, así como de la identificación y situación física de las víctimas, la mayoría de ellos uniformados. Sino que buscaban evitar el posible juicio ante la Corte Penal Internacional, con la sede en La Haya, Holanda, para quien ordenó la incursión armada en contra de un hospital o lugar en que se agrupa a enfermos o heridos.
 
2. Resulta que, según el Estatuto de Roma, que crea la Corte Penal Internacional, de la ONU, suscrita el 17 de junio de 1998, y vigente en el Ecuador desde el 31 de enero del 2002, luego de la ratificación del gobierno de Gustavo Noboa con el Decreto Ejecutivo 2256, y publicado en el Registro Oficial 506, de esta fecha, en su Art. 5 establece los crímenes que son competencia de la Corte Penal Internacional, y especifica sobre todo cuatro: a) Crimen de genocidio; b) Crímenes de lesa humanidad; c) Crímenes de guerra; y d) El crimen de agresión. Según el Art. 29 de este Estatuto de Roma “Los crímenes de competencia de la Corte no prescribirán.”
 
3. ¿En qué consiste el crimen de agresión? Hay varias violaciones de leyes y usos aplicables tanto en conflictos armados como en hechos difíciles de suponer que se producirían en tiempos de paz que se encasillan en el crimen de agresión. Constan en el Estatuto de Roma en el Art. 8, literal b), numeral XI), que establece como una de las formas de este delito en los siguientes términos: “Dirigir intencionalmente ataques contra edificios dedicados a la religión, la instrucción, las artes, las ciencias o la beneficencia, los monumentos históricos, los hospitales y los lugares en que se agrupa a enfermos y heridos, siempre que no sean objetivos militares.”
 
III. El vehículo que sacó a correa no tenía un rasguño
 
1. Rafael Correa salió del Hospital de la Policía en un Nissan Patrol plateado, propiedad de la vicepresidenta de la Asamblea Nacional, Irina Cabezas, el mismo que no tenía ningún impacto ni rallón, según el informe (que ojalá no haya desaparecido) de quince peritos en balística que hicieron el análisis respetivo en el palacio de Carondelet el domingo 3 de octubre del 2010 a las 8h00. (El Comercio, lunes 4 de octubre del 2010, pág. 5.) El mismo día, en el mismo diario, pág. 4, cuarta columna, el secretario Jurídico de la Presidencia, Alexis Mera, afirmaba de modo rotundo, para reforzar la ficción: “No hay que olvidar que cuando sale del hospital el auto tenía orificios de bala.” ¡Una mentira refutada por la pericia de quince expertos en balística!
 
2. Esta patraña histórica sin parangón, digna del correísmo o fascismo del siglo XXI, se redondeó con otros hechos espeluznantes. ¡Desaparecieron todos los proyectiles de los cuerpos de los fallecidos! ¡Se “esfumaron” del mismo modo todos los casquillos que estaban por montones en las vías cercanas y en el Hospital de la Policía Nacional! ¿Ordenó su recolección el alcalde de Quito, de Alianza País, Augusto Barrera? Si hubiese sido cierta la hipótesis del supuesto “golpe de Estado” e “intento de magnicidio”, ¿no era lo más lógico y sensato que investigue la Asamblea Nacional todas las evidencias para precisamente comprobar estas suposiciones y ubicar con total precisión a los responsables? ¡Sabían que todo era un cuento y por eso desaparecieron todas las pruebas y bloquearon, para que no brille la verdad, la obligación legislativa de fiscalizar! ¡No quisieron investigar porque todo era un cruel invento y una falsedad monstruosa del fascismo del siglo XXI, con la que destruyeron moralmente cientos de vidas, despedazaron las familias desamparadas de presos inocentes conducidas a las mazmorras por delitos que jamás existieron! ¡ES LA HORA DE INVESTIGAR LA VERDAD! ¡YA VEREMOS COMO LOS CORREÍSTAS Y SUS ALIADOS SE OPONEN A ELLO DESESPERADAMENTE!


 


ENCUESTA
¿Está de acuerdo usted que el Tranvía pase por la Calle Gran Colombia en Cuenca?
SI
NO

resultados


  Dirección: Sucre 3-90 y vargas Machuca
3er. Piso, oficina #31
Teléfono: (593-7)2841019
Fax: (593-7)2841103

Copyright © 2012 PROCORP